Artista del maquillaje





Nota de tapa Suplemento Orillas



Eliana Carletta





Eliana Carletta, pasó su infancia en la ciudad de La Paz, y luego de terminar el secundario dejó la ciudad para estudiar arte dramático en Buenos Aires. Pero el destino tenía preparada otra veta profesional: el maquillaje artístico y de efectos especiales. 





A pesar que nació en San Nicolás, los Arroyos, provincia de Buenos Aires, Eliana Carletta se
considera entrerriana, ya que vivió en La Paz desde los 7 años. Luego de terminar el secundario, se mudó a Buenos Aires, cursó sus estudios en el Instituto Superior de Arte del Teatro Colón y, en la actualidad, se dedica al maquillaje artístico. Su especialidad es el maquillaje de efectos especiales, por lo que es contratada para películas, cortos, videoclips y publicidades.

¿Cómo surge tu relación con el maquillaje artístico y tu especialización en efectos especiales? 
Fue algo que se fue dando; yo ni siquiera sabía que el maquillaje se estudiaba como carrera. A la vez, desde chica estaba fascinada con personajes que no sabía si eran reales o no, pero los adoraba, como “Billy The Zombie” de la película Abracadabra; Drácula, del film de Cóppola, Edward Scissorhands de El joven manos de tijera; Reagan MacNeil de El Exorcista; Victor Pascow y Rachel Creed de Cementerio de animales y miles de películas de zombies que ya ni me acuerdo los nombres. Muchas eran películas fuertes para mi edad, pero más poderosa era la admiración que les tenía. Cuando supe que estudiando FX (efectos especiales) podía llegar a lograr personajes similares, ni lo dudé.



¿Dónde te formaste?
Empecé estudiando cursos cortos de tres meses en el Centro Cultural San Martín, en Buenos Aires. La profesora de ese curso preparaba alumnos para el ingreso a Caracterización Teatral del Instituto Superior de Arte del Teatro Colón, y entonces decidí anotarme. El ingreso era bastante complicado, simplemente se requería un solo dibujo de una cara y si pasabas a la segunda instancia tenías una entrevista con el currículum en mano. Se ve que logré convencerlos con mi historia porque entré ese año. Tenía compañeras que era la cuarta vez que repetían el ingreso. A la vez que estudiaba en el Teatro Colón,  realicé dos años de efectos especiales en una academia privada. Me recibí de ambos cursos a la vez y, desde entonces, no he parado de formarme.


Desde entonces trabajás como maquilladora, ya sea para fiestas y eventos sociales como para películas y videoclips en la rama de efectos especiales. ¿En qué te fijás primero al decidir cómo vas a maquillar a una persona?
Depende del tipo de maquillaje que sea. Si es maquillaje social, me fijo en la simetría del rostro, veo
qué tipo de correcciones se pueden hacer y miro el tamaño de los ojos para saber qué tipo de maquillaje realizar. Lo consulto con el cliente, le explico lo que tengo en la cabeza y, si aprueba la idea, comienzo con el trabajo. Y así con todo. Si me toca maquillar a una niña o un niño en un cumpleaños, les pregunto qué cosas les gustan y los maquillo con respecto a lo que ellos me digan. Si me toca maquillar un zombie, le pregunto qué le gustaría que los demás piensen cuando lo vean, o qué le pasó o cómo murió. Todo depende del cliente. Respeto al máximo lo que me piden, siempre. Y así, por suerte, trabajé con clientes que siempre me llaman cuando me necesitan.




Parte de tu tarea como maquilladora es la caracterización, es decir, crear el personaje que está descripto en cada guión. ¿Cómo se desarrolla este trabajo? ¿Seguís las indicaciones del director o contás con la libertad de crear el personaje?
Todo depende de trabajo que haya que realizar. Para rodajes de videoclips, cortometrajes o cine, siempre se habla primero con el director. Él es la persona que tiene toda la idea resumida en su cabeza. Muchas veces el personaje está pensado pero no diseñado, entonces me dan la libertad de crearlo dentro de lo que me pidan, teniendo en cuenta mis conclusiones luego de haber leído el guion o de haber hablado con los productores. Por ejemplo, a principios del 2015 me llamaron para caracterizar de diablo al cantante de una banda para su videoclip. Querían que tuviera cuernos y que fuera rojo, pero que no sea un personaje ya existente. Me pasaron la letra de la canción y, con todo eso, armé el personaje acorde a lo que ellos querían pero según mi propia imaginación. Como la canción trataba sobre un criminal condenado al infierno a quien el diablo le hablaba, me lo imaginé imponente, con cuernos, como un toro. Y a partir de esos dos conceptos, “imponente” y “toro”, realicé un boceto en papel. Fueron los propios músicos quienes me dieron su aprobación, así que empecé a realizarlo.




Al caracterizar, ¿sólo te enfocás en el maquillaje o realizás un trabajo de estilismo completo?
Como caracterizadora, mi trabajo consiste en armar el personaje completo, de pies a cabeza. Si tengo la libertad de crearlo o si me lo piden, decido, diseño y armo la peluca, el vestuario y los accesorios correspondientes. No necesariamente los hago a medida, muchas veces es posible refaccionar prendas, forrar zapatos o modificar pelucas, lo cual implica menos gasto a la hora de la producción. Generalmente me llaman para maquillar o diseñar sólo el maquillaje, pero siempre que realizo un trabajo o armo el boceto me imagino como estaría vestido o qué accesorios llevaría.

¿Con qué tipo de materiales trabaja un maquillador de efectos especiales?
El maquillador de efectos fuera de Argentina trabaja con miles de cosas. El maquillador de efectos de
Argentina trabaja con lo que tiene. Yo realizo la mayoría de mis trabajos con látex prevulcanizado, las prótesis las hago con espuma de látex y todo lo que es heridas y demás, con ceras especiales para
efectos y hasta algodón. Muchas veces no depende del material sino del uso que le des, y muchas otras veces hay que ingeniárselas. Creo que el realizador de efectos, aunque más el caracterizador, es
una mezcla de laucha con mago. Siempre juntando cositas que “algún día pueden servir” y cuando le encontrás un uso nadie te cree con qué lo realizaste. En 2014, hice un body paint que era un extraterrestre al estilo Alien, inspirado gracias al regalo de un amigo: el guardabarros de su moto. Cuando vi esa pieza enseguida dije, “es la cabeza de un alien”.

¿Qué preferís realizar, maquillajes de zombies y monstruos, o maquillajes de fantasía?
Los zombies son personajes a los que tengo adoración, sobretodo porque para crear un zombie tenés que basarte en cosas reales,en fotos reales. Antes de venir a Buenos Aires, durante mucho tiempo sostuve que quería ir a Rosario a estudiar medicina forense. Creo que eso responde varias preguntas.



¿Cuál ha sido tu trabajo más especial?
Me encariño con todos mis personajes. Por mencionar alguno, recuerdo el maquillaje que más tiempo me llevó, que fue para un videoclip. Antes de llevarlo a cabo estuve un mes haciendo bocetos y modelados, y trabajando en la creación de la barba y los apliques de pelo. Luego, fueron siete horas
seguidas para colocar las prótesis, el maquillaje, la barba, los pelos en la cara y las manos; fue un gran desafío. Siempre digo que “doy a luz a mis propios monstruos” porque, una vez que termino la caracterización, se ve la evolución que hace que esa persona esté metida en el personaje, lo cual es genial. Por lo general, después de las producciones sigo en contacto con la gente que me contrata y formamos buenos lazos. Conocí a muy buenas personas gracias a esta profesión.


Con este maquillaje, Eliana resultó una de los cinco ganadores,
del concurso de Halloween organizado por la famosa serie The Walking Dead, de AMC Latinoamérica.



Contactaté con Eliana a tráves de su Fan Page: Eliana Carletta Maquillajes










eloisa patat

Phasellus facilisis convallis metus, ut imperdiet augue auctor nec. Duis at velit id augue lobortis porta. Sed varius, enim accumsan aliquam tincidunt, tortor urna vulputate quam, eget finibus urna est in augue.