Un Chef en tierras australianas


Historia de Orilla a Orilla


El paranaense César Gustavo Moro es polifacético: lleva 7 años fuera de la ciudad, viajando y ganando experiencia como Chef. Vive en Australia, donde además participó en el certamen internacional de fisicoculturismo Musclemania y próximamente lanzará su propia marca de indumentaria deportiva.




Gustavo, es un joven chef paranaense quien vive en la tercera ciudad más grande de Australia. Su carrera profesional comenzó en el País Vasco y siguió en la región sur de España, hasta que viajó definitivamente a Brisbane, Australia, al ser contratado por un reconocido restaurante.


Tu carrera profesional en España comenzó en el País Vasco ¿Cómo fue vivir y trabajar allí?
Empecé con una pasantía en el restaurante "Mugaritz", luego me fui 6 meses a Estepona y volví al País Vasco en 2006 porque quería seguir aprendiendo su magnífica cocina. Trabajé además en Oiartzun en "Casa Matteo". La gente es bastante cerrada al principio , y el clima no ayuda, en el año y medio que viví ahí, llovió casi siempre o estuvo nublado. Pero por suerte pude hacerme de un lindo grupo, salíamos a comer, organizábamos asados, etc. Es lo lindo que tiene viajar, el poder conocer gente y hacer amigos de todas partes del mundo.

Mugaritz es un restaurante con dos estrellas Michelin y reconocido a nivel internacional, desde 2006 ha estado en el Top 10 del raking mundial, ¿Cómo fue la experiencia?
Fue fantástico porque estuve en el sector de Producción y también en Postres y pude ver cómo era el funcionamiento de uno de los mejores restaurantes del mundo. Además era la primera vez que vivía tan lejos de mi país rodeado de compañeros extranjeros. El Chef y dueño Andoni L. Aduriz era muy exigente, pero es uno de los mejores, y de los mejores se aprende. Fue una experiencia grandiosa.

De ahí te mudaste a la región andaluza por 4 años, todo un cambio de paisaje.
La mayor parte del tiempo trabajé en Estepona en Menorah, un reconocido resturante de la costa del sol. Viví 4 años y medio, donde casi todo el año hay sol y clima cálido. La gente es muy extrovertida y abierta. Hice muchos amigos. La playa y las fiestas eran parte del día cotidiano. Además tuve la suerte de compartir muchísimas experiencias junto a mi mejor amigo Lucas que vivió y trabajo conmigo durante todo el 2007. Tengo muy buenos recuerdos de esa época.

Y ahora estás viviendo en Brisbane, ¿Cómo es?
Es el epicentro de la cultura de Queensland, tiene una mezcla entre pasado y futuro. La ciudad está atravesada por un río y resguardada por el Monte Coot-tha. Es bonita, tiene muchos parques, hay de todo para hacer, hasta tiene una playa artificial en el medio de la ciudad, que cuando me hago un tiempo aprovecho y me voy a disfrutarla.

Brisbane es una zona inundable por su localización geográfica, en el año ´74 sufrieron una tremenda inundación que se repitió en el 2011 y devastó la ciudad. ¿Has sufrido su clima?
Por suerte, en los 9 meses y medio que llevo viviendo acá, no ha pasado nada. Aunque en los meses de febrero y marzo (temporada de lluvia), llovió casi todos los días y el río llegó a su límite pero sin ocasionar problemas.



El trabajo en la hostelería puede ser agotador ¿Cómo es un día en tu vida?
En Urbane trabajaba de martes a sábado de 10 a 23, eran muchas horas por que es un restaurante de alta cocina y las exigencias son altísimas para alcanzar la excelencia. Trato de ir al gimnasio tres a cuatro veces por semana. A la noche me gusta leer o mirar alguna serie por Internet. Los días libres, aprovecho a pasear y conocer todos los lindos lugares que hay, y también a descansar un poco.

Urbane es considerado uno de los mejores restaurantes de Australia ¿Cuál era tu puesto?
Fui Jefe de Partida de Primeros, estaba a cargo de todo lo que tenía que ver con las entradas. Fue una gran experiencia, aprendí muchas cosas, he hice amigos. Urbane es el restaurante número 12 a nivel nacional, y es el mejor de Queensland, gracias al fantástico trabajo de Alejandro Cancino, mi cuñado. Dejé de trabajar allí por uno de los requisitos de la visa, ya que ésta es válida para trabajar 6 meses por empleador. Ahora estoy en una compañía que tiene muchos restaurantes, el año que viene abren uno nuevo y me ofrecieron ser el jefe de cocina, por lo que estoy analizando dicha posibilidad.

¿Te has hecho de amigos?
Tengo un grupo de amigos argentinos, y cada tanto vamos a bailar a una disco latina (me gusta mucho bailar), hacemos picnics o nos juntamos a tomar mate en cualquier parque. También me hecho amigo de algunos australianos, coreanos, hindúes e ingleses. Pero, a veces, se extraña un poco, sobre todo porque estoy todo el tiempo hablando en inglés. Por suerte, con esto de Internet todo se lleva mejor.

¿Cómo fue tu primera experiencia como concursante del campeonato de Fitness Musclemania Australia? ¿Tuviste que prepararte?


Musclemania Australia es un torneo  de culturismo y fitness que organiza la revista Musclemania,  en mi caso, participé en la categoría Fitness Model. En la preparación tuve que aumentar unos cuantos kilos, a veces no se me hacía fácil por mi trabajo, ya que no disponía de las horas necesarias de entrenamiento y además gastaba mucha energía. Pero hacía ocho comidas diarias, de las cuales unas cuantas eran batidos de proteína,ya que son más fáciles de asimilar que la comida normal, y es el complemento del ejercicio en el gimnasio. La recta final fue un poco dura porque tuve que hacer una dieta y entrenamiento especial para lograr una buena definición muscular, pero llegué en muy buena condición. Mi hermana Paola compitió conmigo y fue de gran ayuda con todos los preparativos. Tuve que hacer tres pasadas con sus respectivos cambios de ropa. Fue la primera vez que hacía algo así y me fue bien. No pude quedar entre los ganadores pero estuve a la altura de los mejores físicos de toda Australia. Antes de la premiación muchísima gente se acercó y me felicitó por mi desempeño y me dijo que en mi categoría era uno de los mejores, pero la premiación es muy subjetiva, y esta vez no pudo ser. Así que como me enseñaron en casa, “persevera y triunfaras”. En la actualidad, estoy en plena preparación para mi próximo desafío: Musclemania Asia en Singapur a mediados de abril.

¿De dónde salió la idea de inscribirte?
Un día en el gimnasio charlando con mi cuñado, surgió la idea. Siempre tuve un cuerpo atlético sin necesidad de matarme haciendo pesas, pero siempre quise superarme y estar mejor, y creo que era el momento indicado. Lo del campeonato era para mantenerme motivado y tener un plazo para alcanzar mi meta. Además el premio era bastante interesante: los primeros tres de cada categoría viajaban a Las Vegas para participar de otra competición.

En diciembre sale a la venta tu propia marca de ropa deportiva.
La marca está inspirada en la motivación personal, un tema que siempre me gustó, creo que sin motivación es muy difícil alcanzar los objetivos. A eso le sumé mi gusto por el mundo del fitness y del gimnasio, y así nació  Gymspirations (mezcla de gym e inspiración). A fines de diciembre, salen a la venta mis dos primeras colecciones, 14 diseños para mujeres y hombres, una dedicada a los fanáticos del gimnasio y otra con frases motivadoras para personas comunes que les gusta esta actividad. Lo original de las mismas es que la impresión está al revés, así cuando estas frente al espejo entrenando, podes motivarte leyéndolas correctamente. Estoy muy contento porque solo con un poco de ayuda de un amigo que me enseño unos trucos de diseño, más unas cuantas ideas quedó una colección genial.

¿Cómo harás la venta?
En principio, online a través de la web www.gymspirations.com.au que  estará lista a fines de diciembre. Para dar a conocer mi marca pregunté en el gimnasio al que voy si podía colocar mis productos y folletos para mostrarlos y me dieron la aprobación. Es un gimnasio que depende de una cadena nacional, en Brisbane hay 15 sedes y 70 en el país, así que creo que voy bien encaminado.

¿Sos de viajar a Paraná?
Cuando vivía en España volvía para el verano siempre que podía. Estando tan lejos extraño mi familia y mi gente, el río, la pesca, jugar al básquet con mis amigos en el Club Talleres y muchas cosas mas que acá no tengo. Si bien gracias al Facebook y Skype puedo hablar con todos y mantener los vínculos a la distancia, se extraña el poder compartir cosas simples como tomar mate o  festejar algún cumpleaños. Este año ya no creo, pero apenas mi marca agarre vuelo volveré a mi querido Paraná.



Argentina y Australia:

“Australia tiene un convenio en el cual los ciudadanos argentinos pueden ir a trabajar allí. Yo vine con una visa de "vacaciones y trabajo". Se la otorgan solamente a jóvenes profesionales de 18 a 30 años, que deseen viajar y trabajar hasta 12 meses en Australia. Es necesario tener un nivel medio de inglés, por lo que hay que aprobar el IELTS (International English Language Testing System) y sacar como mínimo 4.5 de nota. Es un programa diseñado para promover el intercambio cultural y estrechar los lazos entre ambos países.
Es fundamental, contar con pasaporte argentino y encontrarte fuera de Australia al momento de presentar tu solicitud. Poseer estudios terciarios, o haber completado exitosamente al menos dos años de estudios universitarios. Contar con fondos suficientes para la primera parte de tu estadía en Australia (al menos 5000 dólares australianos) además del dinero para el pasaje de regreso. Hay que suministrar una carta del Gobierno Argentino que respalde tu participación en el programa y que incluya una declaración de tu gobierno aprobando tu estadía y reunir los requisitos médicos”, describe César.



eloisa patat

Phasellus facilisis convallis metus, ut imperdiet augue auctor nec. Duis at velit id augue lobortis porta. Sed varius, enim accumsan aliquam tincidunt, tortor urna vulputate quam, eget finibus urna est in augue.